Reseña 'El odio que das' de Angie Thomas

8 de mayo de 2017

¡Hola ciudadanos! Lunes, nueva semana, y con las pilas recargadas de nuevo. Hoy os traigo la reseña de El odio que das, una de las grandes apuestas de este año que llega por parte de la editorial Océano Gran Travesía. Ha sido mi lectura de estos días, una lectura que me ha tenido muy enganchada, siendo un libro que, por ahora, seguramente sea mi mejor lectura del mes. Aún no sé si del año, pero muchas papeletas, tiene. ¿Queréis conocer más? ¡Pues a leer la reseña! 


Título: El odio que das
Título original: The Hate U Give
Trilogía/Saga: No
Autor: Angie Thomas
Editorial: Océano Gran Travesía
Páginas: 440
Precio: 16'95€
ISBN: 9788494631573
SINOPSIS: Starr es una chica de dieciséis años de edad que vive entre dos mundos: el barrio pobre de gente negra donde nació, y su instituto situado en un elegante barrio residencial blanco. El difícil equilibrio entre ambos se hace añicos cuando ella se convierte en testigo de la muerte a tiros de su mejor amigo, Khalil, a manos de un policía. A partir de ese momento, todo lo que Starr diga acerca de la aterradora noche que cambió su vida podrá ser usado de excusa por unos y como arma por otros. Y lo peor de todo es que, tanto los de un lado como los de otro, la tienen en el punto de mira y amenazan con poner fin a su vida. Inspirado por el movimiento Black Lives Matter, el debut de Angie Thomas sobre una chica normal sometida a unas durísimas circunstancias aborda cuestiones de racismo y violencia policial con inteligencia, corazón y una honestidad inquebrantable.



Starr tiene dos vidas: una en la que vive en un barrio de traficantes, en el que cada día hay enfrentamientos entre bandas, robos o asesinatos. La otra, la de Williamson, lejos de su día a día, donde sus amigos se preocupan por cosas mundanas que se alejan mucho del cuidado que tiene que tener Starr en su barrio en todo momento, preocupándose porque su familia siga adelante día a día. Lo que en un principio iba a ser una noche divertida en una fiesta espectacular, se convierte en la peor pesadilla de Starr. Una pelea en la fiesta, con disparos incluidos, fue lo que lo empezó todo. Ella, y su amigo de toda la vida, Khalil, juntos en su coche para escapar de ese infierno. Un coche de policía parándolos en la carretera. Un policía con el arma apuntando a Khalil. Un disparo, y Starr tiene que ver como la vida de su amigo se apaga. Afectada, no solo por la sangre fría que tuvo el policía al disparar, sino por ser quien es, de piel oscura y viviendo en uno de los peores barrios, las palabras de Starr quedan muertas una vez que salen de su boca. Pero Starr empieza a comprender que hablar es poder y, haciéndolo por Khalil, ese chico que de pequeño se reía con ella, corría junto a ella, y la quería, empieza a luchar por la justicia que realmente se merece... aunque en su alrededor empiecen a pasar cosas que cada vez se lo ponen más difícil.

Soy consciente de que es un resumen extraño, pero creo que es la mejor forma de describirlo sin deciros demasiado. El odio que das es el estreno en el mundo literario de Angie Thomas, un libro con poder y fuerza que habla sobre la libertad, la lucha, la esperanza, la valentía y la justicia, un libro diferente, real, duro, complejo y con un gran mensaje social.  Narrado en todo momento por nuestra protagonista, Starr, y dividido en varias partes, la historia se centra en una adolescente que tiene que luchar contra sus miedos y los problemas que van apareciendo por su camino sólo porque su condición siempre ha sido de las más perjudicadas, en un momento en el que tiene que hacer justicia por la muerte de su mejor amigo. Antes de entrar de manera más profunda me gustaría comentar algo sobre el ritmo, como viene siendo en mis reseñas. El odio que das es un libro con una trama alucinante que te atrapa desde el primer momento por su complejidad, el tema en sí que trata y su manera de llevarlo. La autora ha decidido ser valiente y escoger un tema muy peliagudo para lanzar su propio mensaje a través de la protagonista, una a la que llegas a adorar gracias a la lucha constante en la que vive desde que ve cómo asesinan a su amigo. Si esperas un libro lleno de traiciones, peligros entre mafias, o algún thriller policíaco, busca otro. El odio que das es ese libro que todo el mundo debería de leer porque incita a la lucha, al levantamiento y en enfrentarse por la igualdad de todos y todas, haciéndose ver y notar, un libro sobre la unión y el peligro que conlleva el gritar así, pero también haciéndonos ver que, en numerosas ocasiones, es lo mejor que podríamos hacer para poder conseguir lo que queremos. Es complicado opinar de este libro, en serio, le he llegado a coger tanto respeto que cualquier cosa que diga no le hará la justicia que merece. Y es que El odio que das es un libro que se lee en un suspiro por su ritmo fluido, ágil, realista y natural, metiéndonos en problemas de vez en cuando que le da otro tipo de vida a la lectura, teniendo por el final un par de pequeños giros argumentales que nos hacen ver que, en un mundo como ese, la felicidad y las sonrisas pueden desaparecer de un plumazo. El odio que das no es solo un libro sobre la lucha de la sociedad, es un libro sobre el amor familiar, la amistad, la fuerza que te da cada una de esas cosas, cómo se puede salir hacia adelante con ese tipo de apoyo, cómo se puede hacer cualquiera por ellos, que no les pase nada y por conservarlo. Y creo que todos, todos, deberíamos de tener eso en mente.

Sé que me está quedando una reseña más extraña de lo normal, para qué engañarnos, pero creo que exponer todos mis sentimientos, desde que lo vi por primera vez, hasta que lo terminé de leer hace un par de días, es lo mejor que puedo hacer. ¿Sabéis que este libro, al principio, no me llamaba? Absolutamente nada. Es un tema crudo y duro y en esos momentos no me apetecía meterme en algo así. Pero recibirlo en casa por sorpresa hizo que me lanzara y no me arrepiento de nada. Además de saber ahora lo equivocada que estaba. Me ha gustado todo de este libro y, aunque no es de esos que me entusiasman, me dejan con el corazón roto y con la mente partida en mil pedazos, deseando más y más, la magia de este libro está en su interior y en la forma en la que la autora lo ha tratado todo, con una manera muy respetuosa, delicada y potente. 
Cuando estaba leyendo el libro me daba la sensación de que la propia autora ha vivido en su piel una situación parecida. No eso de que hayan asesinado a alguien cercano a ella, sino el sufrir esa discriminación solo por tener la piel oscura, usando esos momentos violentos e irreales que sucedieron hace un par de años en Estados Unidos cuando la policía disparó a varios jóvenes hasta matarlos solo por ser negros. O, al menos, eso es lo que nos han contado. Se nota que ella ha querido usar esta historia para hacer una reivindicación, usar sus propias palabras como arma, tal y como lo dice en el libro, ya que es la mejor forma de conseguir las cosas, por encima de la violencia. Y se nota lo cuidadosa que es, como trata el tema con precisión y cariño, lo bien informada que está, lo genial que nos introduce en su mundo y en la historia del libro.

En cuanto a sus personajes, me he enamorado de Starr. Una adolescente con sus propios problemas que ve como un mundo que, a simple vista, parecía sencillo, empieza a crecer y se le viene grande pero, aún así, intenta seguir con su vida como antes, cogiendo las riendas de un nuevo papel que se le ha puesto por delante y que se convierte en su otra nueva vida. Me ha encantado lo valiente que es, cómo no se rinde a pesar de que recibe amenazas por todos lados, cómo sigue adelante sin tapujos y cómo se no echa para atrás o se achica ante lo que tiene delante. En cuanto a los demás personajes, es que me han gustado mucho todos: los padres de Starr, animadores oficiales de su hija, cómo la quieren y apoyan en todas y cada una de sus decisiones, cómo la protegen de esos momentos más duros; Seven, su hermano, un personaje fundamental en la vida de Starr por el apoyo que también le da; o Chris, el novio, ese personaje que nos hace ver que no importa el color de nuestra piel porque todos somos iguales y amamos de la misma manera.

En definitiva, El odio que das es un libro maravilloso, real y conmovedor que tiene que estar en las estanterías de todos los lectores. Una historia sobre la lucha, de no rendirse nunca, sobre la familia, los amigos y con un mensaje social que llega de manera directa y lleno de energía.

¡Muchas gracias a Océano Gran Travesía por el envío del ejemplar!

7 comentarios:

  1. ¡Se nota que te ha gustado muuuucho!
    No conocía este libro ni la autora pero puede ser interesante por el tema que trata, de plena actualidad además y muy diferente a lo que llevo leído últimamente, lo meto entre mis posibles ;)

    Un saludico.

    ResponderEliminar
  2. La sinopsis en si es bestial, y ya juntándola con tu reseña el libro parece un must en las estanterías de todos. Sin duda es un libro que voy a leer si o si, porque además de que el tema me interesa muchísimo, me he encantado como has descrito todos los sentimientos que te trasmite la lectura.

    Muchas gracias por tu reseña <3

    ResponderEliminar
  3. holaaaa!!!
    AYYY QUE HERMOSA RESEÑAA! LO TENGO SÚPER PENDIENTEEE <3 QUÉ GANAS DE LEERLO!

    ResponderEliminar
  4. Hola! Creo que es la segunda reseña que leo del libro y me alegra ver que te ha gustado tanto. La verdad es que trata un tema muy interesante y antes o después supongo que terminaré leyéndolo. Muy buena reseña como siempre.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  5. Suena muy bien. EL hecho de que llame a la lucha de la libertad y la igualdad es algo que me atrae y la sinopsis no pinta nada mal
    un beso

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    La verdad es que no sabía la historia exacta del libro, solo el tema que trataba, pero con tu reseña... madre mía, ¡es bestial! Espero poder leerlo pronto.
    Saludos ^^

    ResponderEliminar
  7. He escuchado hablar mucho de este libro y, no sé por qué, me da bastante respeto... A ver si me hago con él, porque creo que el tema que trata es importantísimo
    Gracias por la reseña :)
    Besoos

    ResponderEliminar

¿De verdad? ¿me vas a dejar un comentario? *O* ¡Muchísimas gracias! Eso sí, no puedo dejar que pongas cualquier cosa y, es por ello, que hay unas pautas que se deberían seguir:

1- Permito algún comentario con enlaces a tu blog, pero solo UN COMENTARIO. No vale que me pongas tu blog en todos los comentarios que me vas dejando. Por supuesto, a los comentarios que solo se dedican a poner "Hola! Me he abierto un blog nuevo, ¿me sigues?" no les haré caso.

2- Como es normal, no todos podemos tener los mismo gustos. Este blog contiene reseñas de libros y, con ellos mi opinión. No todos vamos a pensar igual, por eso pido que respetes la opinión de los demás. Si a ti te encanta un libro y a mi no, lo tengo que decir, pero no permito que se me falte el respeto y tampoco a otros visitantes porque haya dicho algo que no te gusta. Esto es así y hay que aceptarlo, te guste o no.

Y ahora una aclaración:

Leo todos y cada uno de los comentarios que me dejáis, pero si no respondo es porque sois bastantes y me llevaría mucho tiempo hacerlo. Me paso por vuestros blogs diariamente para comentaros en vuestras entradas. Si no me veis, perdón porque os habré saltado sin querer, ya que no puedo estar pendiente de todos, pero intentar, lo intento.

¡A dejarme un lindo comentario! >.<