Reseña 'Alianzas' de Iria G. Parente y Selene M. Pascual

14 de octubre de 2014

¡Ya estoy aquí con una nueva reseña! Mira que iba a subirla este Viernes, pero me ha llevado terminar este libro más de lo que pensaba. y no porque me resultase pesado ni nada, sino porque quise ir más lenta en su lectura. En esta ocasión os traigo la reseña de la entrada en el mercado literario de dos autoras españolas, Iria G. Parente y Selene M. Pacual, en conjunto, un libro de fantasía donde se nos hace ver que los cuentos de hadas no son siempre un vivieron felices, que detrás del papel de una princesa hay otras cosas a parte de tener un príncipe azul y formar una familia. Quería probar este libro porque quería probar a estas autoras y, a pesar de que no había leído ninguna reseña a pesar de que he tenido la oportunidad, comencé el libro sin saber demasiado como tomarlo. Pero una vez finalizado, he de decir que ha sido una de las sorpresas de este mes y, si cabe, de este año porque no esperaba que este libro me gustase tanto. Antes de continuar con mi opinión, os dejo como siempre sus datos:
Título: Alianzas
Título Original: Alianzas
Trilogía/Saga: Sí
Autor: Iria G. Parente y Selene M. Pascual
Editorial: Everest
Páginas: 632
Precio: 17,95€
ISBN: 9788444150659
SINOPSIS: Érase una vez una guerra cruel. Una confrontación entre humanos y feéricos que parecía que nunca tendría fin. Érase una vez una reina malvada, un apuesto príncipe, dos princesas y un trovador que sabía contar las historias más maravillosas del mundo. Y aunque los cuentos nos han enseñado a creer en finales felices, en un mundo donde su magia es real, las situaciones son completamente diferentes a como nos las han contado… Alianzas, traiciones, luchas de poder e intereses puramente egoístas guiarán esta historia, hasta que finalmente nada de lo aparentemente predefinido llegue a cumplirse. Ningún futuro, al fin y al cabo, es seguro.
Cuando se nos habla del género fantasía, siempre vamos a pensar en los pesos pesados de este tipo de literatura que, mayoritariamente, suelen ser autores de habla inglesa. Es cierto que, desde pequeños, siempre nos hemos estado rodeando de esa clase de historias gracias a autores de otro país fuera de España pero, ¿significa eso que nuestra fantasía no tiene el mismo nivel? Cuando me enteré que dos autoras españolas habían decidido embarcarse en una aventura donde castillos, príncipes y princesas tenían cabida, quería ver que es lo que salía de ese experimento con mis propios ojos. Y, si os digo la verdad, al principio me asusté. Son más de seiscientas páginas a una letra más chica de la normal y en mi cabeza había un temor por si algo no resultaba de mi agrado, haciendo que todo ese volumen fuera tedioso a la hora de leer. Y, sin embargo, Alianzas ha sido todo un descubrimiento, un libro que que aunque al principio pueda resistirse, me lo he tomado con tiempo, sabiendo que es un libro para ello, pudiendo enfrascarme totalmente en la lectura, ambientación y pluma de estas autoras, que me han dejado con un gran sabor de boca con el que, finalmente, me he adherido totalmente a la historia, transportándome con muchísima facilidad a todo el ambiente, por lo que es un libro el cual me ha mantenido muy enganchada casi sin poder despegar mis ojos de sus páginas.

En un mundo donde la guerra asalta muchos reinos, Lothaire es el único que tiene el poder y que vive con tranquilidad, sin ningún miedo de que alguien pudiera conquistarlo. Allí reside Mab, la reina feérica que consigue dominar a cualquier hombre que se le interponga por el camino. Esta historia comienza cuando dos primas élficas, Fay de Veridian y Eirene de Nryan llegan a palacio con un único propósito: que Fay contraiga matrimonio con el heredero de Lothaire, único hijo de Mab, Seaben, para que la posesión y unión de la reina con otras tierras crezca. Sin embargo, Seaben es un muchacho que no piensa en el matrimonio, con una mirada fría y calculadora allá por donde va. Y Fay no es una chiquilla que sueñe con formar una familia, destrozada sabiendo que tendrá que pertenecer durante el resto de sus días con alguien a quien no ama. Eirene es su prima y su gran apoyo desde siempre, pero cuando ve que ella no hace más que salir de palacio para vivir fuera de preocupaciones de Corona, reuniéndose en secreto con un trovador que le hará alejarse y soñar con un mundo utópico, sin leyes ni responsabilidades, y que poco a poco se irá acercando mediante bromas a Seaben, su futuro marido y su mayor enemigo en esos días, la verá como una traidora. Y, por ello, la noche antes de su boda, Fay escapa dejando únicamente una nota. Sabiendo que eso podría, no solo avivar la guerra, sino crear una al otro lado del país. ¿Qué debería hacer Eirene para proteger su tierra y, a su vez, a Fay? ¿Y Seaben? ¿Acaso el muchacho está dispuesto a crear otro conflicto pro culpa de las inseguridades y miedos de la prima de Eirene? Aunque los ojos del muchacho reflejen el dolor y la sangre derramada de una guerra, está harto, y no está dispuesto a que  más gente sufra la ira de su madre. Así es como idea un plan en el que Eirene se ve totalmente envuelta sin proponerselo. Y es así como empieza su propio juego, donde cada uno de ellos moverán la ficha que piensen que es correcta para ganar. Pero, ¿es posible llegar a un punto, donde ambas se junten para enfrentarse a un mal mayor? ¿Es posible que un simple plan se convierta en algo más, hasta acariciar a la propia muerte?

En Alianzas, Iria G. Parente y Selene M. Pascual entran en este territorio con fuerza, asombrándonos con una trama donde la traición, las mentiras, el juego mental y de palacio, el soborno, los miedos y el amor se mezclan para traernos una historia en la que se nos hace ver que esos cuentos de hadas que siempre se han contado son más oscuros de lo que se piensa. Se trata, una vez más, de un libro donde únicamente reina un solo punto de vista, sino que se encuentran varios los cuales, a pesar de que a medida que se vaya avanzando en la historia se va a añadir otros puntos de vista más, los más importantes son Eirene, Seaben, Drake y Fay. Como ya he mencionado en numerosas ocasiones, un libro contado desde personajes diferentes lo hacen mucho más dinámico, ya que con ellos nos vamos moviendo por diferentes ambientes además de sentir otras preocupaciones, deseos o sueños que cumplir. Alianzas se divide en tres parte claramente diferenciadas, las cuales cada una aporta algo diferente a la trama. La primera se dedica exclusivamente a las presentaciones y a servir como introducción. Esta es la parte que más me ha costado digerir ya que se nos va a dar mucha información de cada uno de estos cuatro personajes, ya sean de su carácter, de su manera de ver la vida hoy en día o de su pasado, por lo que no habrá más que anécdotas que, en un principio, pueden llegar a cansar y mostrar un ritmo lento. Sin embargo, cuando la lectura se va acercando ala segunda parte, ocurren cosas que hacen despertarte para que no pierdas ningún detalle de lo que va a pasar, sorpendiéndote en muchas ocasiones y consiguiendo, al fin, engancharte a este libro. Llegando así a la parte siguiente, esta es la que más me ha gustado y con la que mas he disfrutado, ya que aparecen cosas en la trama que le dan un ritmo y valor muy diferente a lo que había al principio, con más sorpresas si caben y con un tira y afloja entre los personajes que, en más de una ocasión, me ha dejado con la miel en los labios. Hay mucho juego, ya no solo entre los personajes, sino también en la lectura y, aunque la información que se nos sigue dando es esencial para seguir comprendiendo todo este mundo de cuento, a mi es la parte que más apegada al libro me ha tenido. En cuanto a la última parte en la que se divide el libro, también sigue dando cosas que emocionan, intrigan, sorprenden o enfurecen, así que la lectura vuelve ser fluida, ágil, muy cómoda y sin ningún tipo de aburrimiento de por medio, ya que va a ser todo una carrera contrarreloj para salvar vidas en las que no habrá momento para el descanso. Como veis, Alianzas no es un libro lleno de acción propiamente dicho. Estas autoras nos dejan algunas escenas donde las espadas y flechas vuelan o se baten con otras, pero no nos adentramos en ninguna guerra en primera persona a pesar de que es un mundo el cual está fracturado por una. Se trata de un comienzo de saga donde lo más importante es el desarrollo personal y físico de los personajes, creando, como dice el título, alianzas, nuevos compañeros de guerra y donde se va a consolidar la base que dará fundamento a la continuación, donde estoy segura de que sí que veremos como una guerra está más próxima que nunca.

Hay muchísimas cosas que me han gustado de este libro, pero quiero destacar dos por encima de las demás: los personaje soy la ambientación. Empezando por el primer punto, los personajes son un punto muy fuerte del libro, tanto, que son ellos los que llevan la historia y, sino estuvieran tan bien moldeados, cada uno con sus creencias, personalidades y actitudes, esta historia hubiera perdido mucho. Tanto Eirene como Seaben, Drake y Fay llevan las riendas y gracias a las diferentes situaciones por las que tendrán que pasar, ya sea un mar de desconfianza, traición o valentía, este libro se me ha pasado volando sin apenas darme cuenta a pesar de los extenso que es. Pocas son las veces que unos personajes se han encargado de transmitirme tanto y ponerme en situación, sin perderme en algún momento y viéndolo todo con claridad, por lo que he visto que estas autoras han sabido como darle un uso más allá del principal a los cuatro, siendo muy inteligentes a la hora de mover ficha y saber a quién meter ahora y a quién después. En cuanto a la ambientación, ha sido otra de las cosas que estas dos autoras han sabido recrear perfectamente. Si bien es cierto que únicamente se camina por Lothaire, y más concretamente por su castillo, los demás reinos han aparecido a modo de leyendas, historias que se conocían sobre diferentes reyes o reinas o conocimientos de los propios personajes, pero eso no ha impedido que queden bien reflejados. Se habla de mucha magia, de castillos de cristal, de flores con luz y de mares amplios y profundos y a pesar de que ningún personaje entra en otra tierra, he sido capaz de vislumbrar todo cuanto han descrito. Me ha encantado saber que cada raza o ser tiene sus propias costumbres, su manera de afrontar las cosas y de comportarse, además de adentrarme en un castillo grandioso, con sus propios secretos y monstruos. Yo me he sentido muy en el ambiente y en cada escena y eso es otra de las cosas que ayudan mucho al lector a no poder separarse del libro.

Como acabo de mencionar, Iria y Selene han sabido llevar a sus personajes de manera muy convincente, pero no es lo único que me ha encantado probar. En todo momento, ambas han usado una prosa que pocas veces me he encontrado y que me ha enamorado. Se trata de una pluma muy bien definida, mágica, que no lleva a demasiadas complicaciones ya que llevan la prosa al entendimiento. Hay palabras propias de la época, pero no resultan ningún obstáculo para seguir la lectura a la perfección. Por lo que he visto, parece que no les ha resultado muy complicado crear esta historia ya que cada asunto se va uniendo y se va hilando con otro, por lo que han conseguido que la lectura no cese en ningún momento o haya huecos vacíos. Muy originales a la hora de crear esos reinos y usar diferentes razas, han sabido darle también a cada uno de los reinos personalidad y, tanto por eso como por su prosa, me encantaría volver a leer algo de ellas.

Y sobre los personajes, aunque más arriba he hablado de ellos como punto que me ha gustado, quiero hablar en profundidad de cada uno de ellos. Empezando Por Eirene es un personaje que me ha encantado desde el primer momento. Es una princesa, pero no quiere saber nada de reinar sun país. Le tiene miedo y es rebelde por ello, haciendo lo que le da la gana casi siempre sin que nadie tenga poder sobre ella. Esa independencia es lo que más me ha gustado, una chica que no necesita de nadie para cuidarse o defenderse. Es inteligente y sabe como engañar , ya sea para que sus planes vayan sin ningún problema o para defender a aquellas personas que realmente le importa, y me ha gustado muchísimo encontrarme con un personaje así.

Seaben es el príncipe de Lothaire y, aunque al principio puede parecer un personaje orgulloso, repelente y calculador, cuando pasa su tiempo con Eirene va cambiando. Esa frialdad se convierte en una calidez que hasta él se sorprende de sentir. Me ha gustado mucho esa faceta de él, tan protectora y cariñosa, comportándose muchas veces como Eirene. Esa venda que le cubría los ojos con respecto a su madre y su reino se le va cayendo y empieza a ver las cosas de otra manera, haciendo cosas que jamás hubiera pensado hacer. Es un personaje masculino que cada vez me ha ido gustando más y más, que me ha robado en más de una ocasión el aliento por lo leal que es. Echaba de menos personajes como él. De los otros dos personajes principales, empezaré por Drake, el trovador, que es un personaje que me ha gustado, pero no me calaba tanto como Seaben. Es un chico con sus sueños y cuentos, capaz de embelesar a cualquiera que pase por su lado y se ponga a escuchar la melodía de su laúd y su voz. Es comprensible, gracioso, protector y no tiene miedo de tratar a una princesa como igual, pero por esos secretos que esconde se volverá un poco inestable. He visto una faceta suya que no me ha dado muy buena espina, así que a ver como se comportará en el libro siguiente. Y Fay es el personaje que peor me ha caído. Insoportable, una chiquilla envidiosa a quien no le importa traicionar a sus seres queridos. Es caprichosa y posesiva y en cuanto ve que su prima está demasiado con Seaben, empieza a decirle de todo solo porque se suponía que tenía que estar con ella en esos momentos. No me ha gustado mucho, pero todo se verá.

Y de los personajes secundarios, destacar a Chryses, un hombre que tiene que sufrir la maldición que Mab le echó solo por querer estar con la perdona que más quiere en el mundo; Lowell, el amigo, consejero y caballero de Seaben que, al principio me parecía un ser sin corazón que se divertía con cualquier muchacha y que al final me ha sorprendido gratamente; y Mab, que es incluso más cruel de lo que la pintan en un primer momento.

En definitiva, Alianzas, con una prosa maravillosa, unos personajes cautivadores y una ambientación alucinante, es el mordisco que pegan Iria y Selene para hacerse un hueco en nuestro panorama literario. Si dudas de que la fantasía de autores españoles no tiene el nivel de autores de habla inglesa, prueba este libro, porque seguramente haga replantearte la visión que se tiene. Sin dudas, un buen arranque que no deja indiferente a nadie.

     

¡Muchas gracias a Everest por el envío del ejemplar!

10 comentarios:

  1. Tengo muchísimas ganas de leer el libro y esta reseña solo ha conseguido aumentarlas!!

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que al principio este libro no me llamaba nada pero cada vez lo va haciendo más y más, así que me parece que antes de que acabe al año ya habrá caído ;)
    Un beso ^^

    ResponderEliminar
  3. Me llama bastante y despues de a ver leido lo mucho que te ha gustado estoy deseando leerlo :) Por lo que he visto seguro que me gusta.
    Gracias por la reseña.

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. No te voy a negar que tu reseña ha despertado mi curiosidad pero la verdad es que este tipo de libros no suelen gustarme y teniendo en cuenta que son tantas páginas y encima con letra pequeña... me da mucho miedo. Coincido totalmente contigo en eso de que nunca valoramos a los autores que tenemos en España, no hay que ser inglés para saber escribir un buen libro fantástico, es por eso que me gustaría mucho leer este libro pero no sé, en estos momentos no puedo dedicarle demasiado tiempo a la lectura y embarcarme en un libro tan grueso y encima de un género que no suelo leer,.. no creo que sea el momento. Un besote :)

    ResponderEliminar
  5. Hola^^
    Tengo mil millones de ganas de leerlo, pinta genial, seguro que me gusta!
    besotes <3

    ResponderEliminar
  6. Wo me da ganas de leerlo
    buena reseña

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola, Sandra!

    No me imaginaba que el libro estuviese tan bien, me había llamado la atención cuando lo vi, pero no tenía ni idea de que la trama estuviese tan, tan bien planteada. Tiene pinta de ser uno de estos libros que están bien hilados de principio a final, y aún mejor, con personajes que no carecen de personalidad. Ahora sí que me lo apunto, para conseguirlo en cuanto pueda. Aunque claro, el sacar tiempo para leerlo ya es otra historia, que no sé si te lo habré dicho alguna vez, pero tengo muchos libros muriéndose entre polvo xD

    ¡Un besote!♥

    ResponderEliminar
  8. A mi me llama mucho, creo que podría gustarme...
    Un beso :D

    ResponderEliminar
  9. ¡Hoooola!
    Lo leeré porque en mi club de lectura vendrán Iria y Selene a presentarlo y lo comentaremos <3. Y no me llamaba mucho pero con esa cacho reseña, poniénolo por las nubes, ya le he cogido más ganas.

    ¡Un beso! <3.

    ResponderEliminar
  10. Solo hay un libro o tiene más??? Es que me parece que queda incompleta la historia, pero claro, busco en Internet y no me aparece nada. Me lo aclaras, porfa???

    Graciaaas :)

    ResponderEliminar

¿De verdad? ¿me vas a dejar un comentario? *O* ¡Muchísimas gracias! Eso sí, no puedo dejar que pongas cualquier cosa y, es por ello, que hay unas pautas que se deberían seguir:

1- Permito algún comentario con enlaces a tu blog, pero solo UN COMENTARIO. No vale que me pongas tu blog en todos los comentarios que me vas dejando. Por supuesto, a los comentarios que solo se dedican a poner "Hola! Me he abierto un blog nuevo, ¿me sigues?" no les haré caso.

2- Como es normal, no todos podemos tener los mismo gustos. Este blog contiene reseñas de libros y, con ellos mi opinión. No todos vamos a pensar igual, por eso pido que respetes la opinión de los demás. Si a ti te encanta un libro y a mi no, lo tengo que decir, pero no permito que se me falte el respeto y tampoco a otros visitantes porque haya dicho algo que no te gusta. Esto es así y hay que aceptarlo, te guste o no.

Y ahora una aclaración:

Leo todos y cada uno de los comentarios que me dejáis, pero si no respondo es porque sois bastantes y me llevaría mucho tiempo hacerlo. Me paso por vuestros blogs diariamente para comentaros en vuestras entradas. Si no me veis, perdón porque os habré saltado sin querer, ya que no puedo estar pendiente de todos, pero intentar, lo intento.

¡A dejarme un lindo comentario! >.<