Reseña 'Graceling' de Kristin Cashore

8 de abril de 2014

¡Por fin os traigo nueva reseña! Perdón por la tardanza, pero la semana pasada tuve algunos problemas y no pude dedicarle tiempo a la lectura. Cuando por fin pude coger un libro, ese fue Graceling, uno de los que compré con la oferta de Book Center. No iba con las expectativas altas, había leído comentarios sobre este libro que no eran muy esperanzadores pero, aún así, le di una oportunidad. Me esperaba mucho más de este libro y supongo que ha sido gracias a los esos comentarios por los que la decepción no ha sido monumental. Por aquí os dejo los datos correspondientes:


Título: Graceling
Título original: Graceling
Trilogía: 
Autor: Kristin Cashore
Editorial: Roca
Páginas: 395
Precio: 14,95€
ISBN: 9788499184579
SINOPSIS: Hay gente en estas tierras que tiene poderes extraordinarios a los que llamamos gracias. Una gracia puede tener un valor infinito o puede ser totalmente inútil. Una gracia puede hacer que alguien sea veloz como el viento, o que sea capaz de predecir el tiempo, mientras que otras sólo harán que hables al revés sin pensar o te subas a los árboles. Mi nombre es Katsa. Soy un instrumento que mi Rey utiliza para castigar a sus enemigos. Mi gracia es matar.



Con esa sinopsis tan suculenta y que atrae a todo aquel que la lea, Kristin Cashore nos presenta en Graceling una historia ambientada en un mundo construido en su mente, con mucha potencia, pero que, por desgracia y desde mi punto de vista, no ha sabido aprovecharlo del todo debido a que no ha jugado lo suficiente con los personajes y las escenas. El libro está claramente dividido en tres partes: La asesina, que si bien los primeros momentos me engancharon enseguida a la trama porque ya hay algo de acción y algo de misterio que se irá resolviendo poco a poco, eso decae después, se hace lento y algo monótono ya que introduce entrenamientos que Katsa está harta de realizar. Sigue dando datos interesantes, los cuales gracias a ellos no dejé el libro aparcado y es lo que va a continuar en la segunda parte, El rey malévolo.

Ahí, la autora se centra más en darnos a conocer los distintos reinos de los que se compone su mundo, describiéndonos paisajes increíbles, muy logrados y grandiosos, alguna que otra historia en relación con ellos además de algunas costumbres, explorará más los sentimientos de nuestra protagonista e introducirá un papel que le da chispa a la trama al igual que una acción que acaba rápidamente con la lentitud de la lectura. Esta parte no me ha parecido tan extensa ni pesada, me ha gustado más porque se desarrolla el misterio con nuevos datos pero no se desvela del todo, aparece la realidad de un personaje que también se ha mantenido un poco oculto y ha conseguido que la lectura sea más entretenida, más llevadera y algo más divertida. Durante la tercera parte, El mundo cambiante, es cuando más decepcionada me he sentido con este libro por el simple hecho de no saber jugar con lo que hasta ahora tenía y cargarse de un plumazo a alguien que yo pensaba que iba a dar más de un quebradero de cabeza, que en los siguientes libros daría mucho de que hablar y causaría muchos estragos en la historia y en nuestros protagonistas pero que la final se ha quedado en nada. Después de eso, Kristin vuelve a describir más paisaje y no haremos otra cosa que acompañar a Katsa en otra larga caminata sin que ocurra nada interesante por el camino salvo lagunas cosas con las que si ha logrado sorprenderme.

Graceling ha sido una lectura donde constantemente estaba enganchándome y desenganchándome, donde he podido disfrutar de los reinos y de ese mundo imaginado, pero cuya trama se me ha hecho lenta en su mayor parte, repetitiva, plana y cuyo final lo he visto cerrado sin saber por donde tirará ahora la autora.

Por supuesto, Graceling tiene cosas positivas como es el tema de las gracias, ese poder con el que nace cierta gente y que me ha supuesto algo fresco y original en una historia ambientada de esta forma, sobre todo el detalle de darle a la gente que tiene una gracia, un ojo de un color distinto al otro. Me ha gustado que las gracias sean infinitas y que haya de todo tipo, desde las más mortales y fuertes, pasando por las que te ayudan en un día a día hasta las más flojas e inútiles. También hay que destacar Los Siete Reinos en los que se conforma la ambientación. Me ha dejado más que satisfecha cada descripción de ciudades o castillos, los diferentes tipos de gente que hay dependiendo del reino en el que vivan, las historias que recorren cada ciudad o pueblo y el clima tan diferente que tiene cada uno de ellos, aunque si es cierto que me hubiera gustado ver más territorio y distintas cosas y que no se hubiera centrado solamente en tres de ellos. Haciendo un breve paréntesis aquí, quiero hablar de la edición del libro, que trae una ilustración del mapa de Los Siete Reinos, el cual me ha venido muy bien a la hora de ubicarme y me ha ayudado mucho a no terminar perdida. Por último, el romance sí que me ha gustado, no es ese romance empalagoso, ni rápido ni forzoso. Va a su ritmo, se adapta a la época y tiene toques muy bonitos que son más que suficientes.

Kristin es una escritora con una pluma diferente y muy cuidadosa, que usa términos propios de la época medieval de la que bebe la historia, haciendo que la lectura sea más cómoda y llevadera. Sin embargo, a pesar de que Los Siete Reinos no se les ha quedado flojos, si lo ha hecho otras cosas como las sorpresas, que apenas ha dado, o el no saber llevar bien el punto que le daba a todo un tinte más interesante y de tensión.

Desde muy pequeña., Katsa tiene que cargar con una gracia que le ha hecho ganarse un nombre en Terramedia desde que su tío la usa para llevar a cabo pequeñas misiones de castigo, cuando alguien del reino no obedece o incumple alguna promesa. Sin embargo, esos castigos y su gracia de matar son las que le convencieron de crear un Consejo, una especie de asociación oculta al rey de Terramedia para llevar a cabo misiones muy diferentes a las que haría Randa. En una de ellas, Katsa tiene que ir al castillo de Murgon para liberar algo que desconoce, cuando se topa con un lenita también dotado también de una gracia. Consiguiendo salir de Meridia sin muchos problemas, el extraño lenita aparece más tarde en el castillo de su tío, donde a partir de entonces empezarán a conocerse mejor. Po, que es como el lenita se llama, es el nieto del hombre que Katsa libreró del castillo de Murgon, pero no saben con qué propósito lo secuestraron. Para intentar descubrir la verdad de ese asunto, Katsa y Po se ponen en marcha en una aventura que se les torcerá por el camino cuando descubran que algo que siempre se ha dicho y creído es todo lo contrario y que oculta una oscura verdad.

Katsa no es un personaje que me haya llegado mucho y se haya convertido en uno de mis preferidos, pero me ha gustado que tenga mucha personalidad. Estar entrenando para los propósitos de su tío desde muy pequeña ha hecho que se valga por sí misma y que no necesite la ayuda de los demás. Deja muy claro que nunca se casará y que no tendrá hijos, pero aún así se entrega a esa persona, la cuida, la protege y se preocupa por cada cosa que le pase. Es inteligente y muy fuerte y siente algo de culpabilidad cuando la gente la ve y le recuerda todo aquello que ha tenido que hacer en contra de su voluntad solo porque estaba anclada al poder de su tío. Me ha gustado ese espíritu rebelde que tiene, que demuestre que tiene su corazón y que no se deje llevar demasiado por los demás.

Po tampoco ha sobresalido, pero desde el principio se le ve enigmático, un poco pícaro, gracioso y fuerte, muy fuerte. Cuando aparece la segunda vez, tiene como una conexión con Katsa que, más tarde, sabremos porque es tan intimidante para nuestra protagonista. Lo que mas me ha gustado de él es su manera de ser, muy cortés, muy dulce y que sabe contar multitud de historias geniales sobre Los Siete Reinos. Quizás es más analizador que Katsa, pero es igual de protector y de luchador.

Los personajes secundarios que más me han gustado han sido Raffin, el primo de Katsa y príncipe de Terramedia. No se comporta como un príncipe debería comportarse normalmente sino que prefiere encerrarse en su laboratorio con sus libros y preparar mejunjes extraños al igual que pócimas para curar diferentes enfermedades. Gramilla es la prima de Po y me ha parecido un personaje muy valiente desde el principio, sin perder la compostura a pesar de haber perdido a alguien muy importante para ella y siendo finalmente una pieza fundamental.

Graceling es un libro de fantasía muy fuerte en lo que respecta a la ambientación pero que, como ya he dicho, se queda muy flojo en otros aspectos. Si Kristin hubiera sabido manejar mejor cada cuestión y asunto que caía en sus manos, hubiera disfrutado muchísimo más de él, pero al final se me ha hecho casi una eternidad acabarlo porque no variaba la trama y se me hacía pesada de vez en cuando.

   



5 comentarios:

  1. Hola, lo leí hace un tiempo y lo recuerdo con cariño, si que es verdad que hubo partes más lentas pero en general me parecio muy interesante y entretenido. Me gusto bastante aunque disfrute mucho más con la segunda parte Fuego, que no tiene nada que ver con este primer libro, pero en el tercero se resume todo, aunque resulto un libro muy muy lento y difícil para mi. En el blog están las reseñas. Espero que le des una oportunidad al segundo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Yo también lo lei hace tiempo y recuerdo que me gustó mucho y el segundo igual o más. Es un poco introductorio pero a mi me gustó jaja.
    Gracias por la reseña :)

    Besos

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!
    Leí este libro hace mucho y me gustó mucho quitando partes que se me hicieron un poco pesadas. Me sorprendió mucho y pienso que es una historia original.

    Un beso! :)

    ResponderEliminar
  4. Pues estaba apunto de comprarmelo hace poco y dude en el úlrimo momento,
    asique después de leer la reseña ya nose que hacer :'( xdd
    Gracias <3

    ResponderEliminar
  5. Pues este libro para mí no fue ni fú ni fa... me dejo algo fría, pero quiero saber como sigue xD
    ¡Besos!

    ResponderEliminar

¿De verdad? ¿me vas a dejar un comentario? *O* ¡Muchísimas gracias! Eso sí, no puedo dejar que pongas cualquier cosa y, es por ello, que hay unas pautas que se deberían seguir:

1- Permito algún comentario con enlaces a tu blog, pero solo UN COMENTARIO. No vale que me pongas tu blog en todos los comentarios que me vas dejando. Por supuesto, a los comentarios que solo se dedican a poner "Hola! Me he abierto un blog nuevo, ¿me sigues?" no les haré caso.

2- Como es normal, no todos podemos tener los mismo gustos. Este blog contiene reseñas de libros y, con ellos mi opinión. No todos vamos a pensar igual, por eso pido que respetes la opinión de los demás. Si a ti te encanta un libro y a mi no, lo tengo que decir, pero no permito que se me falte el respeto y tampoco a otros visitantes porque haya dicho algo que no te gusta. Esto es así y hay que aceptarlo, te guste o no.

Y ahora una aclaración:

Leo todos y cada uno de los comentarios que me dejáis, pero si no respondo es porque sois bastantes y me llevaría mucho tiempo hacerlo. Me paso por vuestros blogs diariamente para comentaros en vuestras entradas. Si no me veis, perdón porque os habré saltado sin querer, ya que no puedo estar pendiente de todos, pero intentar, lo intento.

¡A dejarme un lindo comentario! >.<